viernes, 14 de junio de 2013

Como viendo a través del agua...


Tengo el recuerdo en carbón de algunos días pardos,
de las frases en las servilletas,
del papel frágil doblándose en las manos.

Recuerdo el lunar sobre tu labio,
una primavera estallando,
un invierno que llegó para quedarse.

Eran las siete de la noche cuando el cuaderno se abrió por primera vez,
y me abandone, y creo que los deje a todos atrás.

Recuerdo los balcones blancos de queso crema,
los caminos de guadua; y como se ve a través del agua, que era feliz.

2 comentarios:

Leticia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Leticia dijo...

Siempre me ha parecido que los poetas somos crípticos, unos más que otros, tenemos nuestros significados personales del lenguaje que usamos en la lengua que se escriba. Así, en ese tejer el tiempo entre palabras,encuentro mi lenguaje entramado en tu poesía. Un arcano que no hay que descifrar, se le quitaría la esencia de la belleza y del misterio que guarda su lado oscuro. Por ejemplo de poesía como la tuya.
Un abrazo de queso crema